TRABAJADORES DE LA RSTA SON PROMOTORES DE LA LACTANCIA MATERNA